Negociar y pactar en la incertidumbre

Al mal tiempo, buena cara. Nos invade una pandemia, que es catástrofe y tragedia. Como un tsunami. No podemos perder el ánimo ni el optimismo. Sería lo último. No se trata, esperemos, del juicio final.

Según el indicador del empleo, en los primeros dos meses de confinamiento se suspendió el contrato de más de 100 mil trabajadores. Veremos si podrán retornar a sus labores. Y si se suman los cesantes precovid, se calcula una cifra de 150 mil, que en ocho meses superará los 300 mil.

https://www.prensa.com/impresa/vivir/negociar-y-pactar-en-la-incertidumbre/

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *