Acaba el amor y empiezan los gastos: Un divorcio contencioso puede costar hasta 15.000 euros

El coste de un abogado en estos casos oscila entre los 800 y 1.600 euros, según un estudio elaborado por la app Fintonic. “Si además quieres otorgarle poder al procurador, el gasto sube entre 200 y 400 euros”, asegura el documento. Estos precios son tal altos ya que existen cuestiones que son, en muchos casos, muy difíciles de acordar: custodia de los hijos, régimen de visitas, qué hacer en caso de tener empresas o muchos bienes en común, etc.

leer más en elmundo.es